lunes, 19 de marzo de 2012

Un post a la inglesa

Desde ya te advierto: Si sos un argentino patriota, a quien no le gusta que anden por ahí escribiendo sobre los defectos de los argentinos, entonces YA mismo te conviene cerrar esta pestaña de tu navegador y seguir por una dirección totalmente opuesta.

Bueno, advertido entonces, prosigo con lo mío. Y escribo esto porque de la única forma que podemos mejorar los procesos que hacen daño es dándonos cuenta que nos hacen daño. Y para darse cuenta hay que enterarse primero.

Mi punto es la telefonía móvil. Voy a comparar la de 2 países: Argentina y su archi-enemigo Inglaterra.

Por si eres de otro país y no estás enterado, Argentina lleva una gran discordia con UK porque en el '82 nos pelearon en una guerra cruel y horrenda. Donde le ganaron al sur argentino la propiedad de dos islas mejor conocidas como "Islas Malvinas".

En estas islas igualmente no había ni la mitad del movimiento que los ingleses han desarrollado ahora, pero igualmente no nos gustó que nos las sacaron. Es como cuando te enojas terriblemente porque te sacan algo de tu casa que tu ni usas... Igual. Así mismo.

Ahora hay otros conflictos y desde el gobierno se está incentivando el patriotismo argentino para que repudien todo acto de conversaciones amistosas con Inglaterra. Entonces, si lees algo en las noticias locales vas a ver que todo aquel que se atreva a hablar en favor de un acuerdo civilizado, es tomado como que si habla del lado inglés. Y por lo tanto será repudiado.

Este blog, este autor y su contenido seguramente será condenado al más cruel de los infiernos. Porque voy a demostrar que en Argentina somos de todo menos patriotas. Voy a demostrar que en Inglaterra se quiere más al ciudadano (a pesar de las barbaridades políticas que seguramente se hacen. Porque no creo que ningún político sea un santo. Ni mucho menos creo que la política nos sirva de algo. Lo que creo es que estamos demorando su quiebre. Simplemente eso, estamos cada vez más dándonos cuenta que no sirve de nada y que tenemos que evolucionar hacia algo más sano)

Acá va un gráfico que resume los costos de tener algo tan popular como un teléfono. Y no me refiero al aparato como lo que es, sino que me refiero a los costos de los planes de servicio (donde teóricamente eso es igual para los dos países. Se tienen los mismos o muy parecidos gastos)

Tampoco quiero que se compare una moneda con otra. Necesito que se compare lo que un argentino tiene que sacar de su bolsillo y lo que un inglés tiene que sacar de su bolsillo, ambos a la hora de comprar un teléfono y pagar mensualmente el plan para estar comunicados.

Y hay más. Por ejemplo: En Argentina el riesgo de ser asaltado y robado es mucho más propenso que en Inglaterra. En Argentina cualquiera que pasa en bicicleta por la calle te roba el celular y no hay policía que lo pueda retener preso si es que lo puede agarrar.


Les resumo lo que dice el gráfico:

En Argentina, una persona que cobra 2500 (moneda local) tiene que separar 2600 para comprar un teléfono Samsung Galaxy S2. Luego, por mes debe separar 199 (moneda local) para hablar y enviar mensajes (contrato por 2 años).

En Inglaterra, una persona que cobre 2500 (moneda local), para tener el mismo teléfono no hay que pagar nada porque la empresa te lo da gratis si firmas el contrato (por 2 años). Y por cada mes, esa misma persona deberá destinar 25 (moneda local) de su sueldo para pagar el plan que le permite estar comunicado.

En ambos casos creo que el plan es parecido (igualmente, creo que en Inglaterra es mejor, porque te da 1500 mensajes de texto, contra los 250 que te dan en Argentina. Y 1 GB de datos para internet, hace un promedio de más de 30 MB por día, que es como decir Internet Ilimitado)

Sumando que si instalamos Skype en estos teléfonos, podemos hablar una eternidad con otra persona que tenga el mismo teléfono con Skype instalado. O con una persona que tenga una PC con Skype instalado (la mayoría tenemos a un ser querido que trabaja afuera y tiene Internet permanente con una PC a su alcance)

Y bueno, cada uno de ustedes decide. Yo creo que pagar un precio que nos parece bien, por el solo hecho de que cobramos un buen sueldo no es patriotismo. Patriotismo es saber pensar en quien cobra el salario mínimo y pregutarse si él o ella va a poder pagar los costos que nosotros sí podemos pagar.

Pasa con el teléfono, con el alquier, con la comida y todo lo demás.

Prefiero que nos regulen personas que tienen más aprecio por los ciudadamos. Prefiero rodearme de personas que se quieren más entre si, sin importar si son negros o blancos, gordos o flacos, ingleses o argentinos.

Fuentes:








miércoles, 7 de marzo de 2012

De Psicólogos y otras yerbas...

Veo a muchos psicólogos (en realidad, me ha pasado con todos con quien he hablado este tema) que se encasillan increíblemente en lo que aprendieron en la universidad. Y no salen de ese círculo. Es notable...

Y bueno, lo que quiero apuntar con esto es que ni la psicología ni ninguna otra ciencia creada por humanos es incierta. Sumémosle que en esta época de información desmedida y que fluye con una velocidad que me impresiona.

Estos dos condimentos hacen que se descubran cosas nuevas todos los días (prácticamente) y que no llegan a las universidades (cosa obvia, porque el sistema de enseñanza es tan obsoleto que no está preparado para nuestra época, está preparado para tiempos anteriores, donde todo fluía terriblemente lento)

Y estas cosas nuevas que se descubren y se prueban, dejando de ser simples teorías, no son aceptadas por las mentes de los psicólogos con quienes he hablado, ya que no lo vieron en sus libros...

Un ejemplo? Pues, claro. Traté de comentarle a un par de profesionales sobre investigaciones en el "gen de la homosexualidad" - Casos reales y comprobados. Pero no hubo caso, estas dos personas se vieron cerradas a que la homosexualidad es lo que le enseñaron: Que tiene que ver la crianza de la persona para que se "decida" a cambiar de gusto sexual.

Y esto me trae a un gráfico humorístico que voy a incluir de alguna forma aquí o en mi otro blog con ocurrencias de la vida que se me presentan en la cabeza para darles forma gráfica. El blog es: humor-de-vida.blogspot.com

El gráfico resume la idea de por qué seres de otros planetas (o dimensiones) nunca (si es que tienen inteligencia avanzada) se presentarían ante nosotros. Porque nos cerramos ante hechos que no entendemos. Ante hechos que no controlamos.

Imagínense que seres de otros mundos entendieran nuestra historia y nuestra constante reacción ante lo desconocido. Yo, siendo humano como usted, tampoco quisiera aparecerme en un lugar donde se que somos todavía animales para reaccionar ante lo desconocido.

Y cómo reacciona un animal? Obvio, con la fuerza. Ante un animal extraño, se ladra, se gruñe, se pretende la guerra y la expulsión inmediata del territorio que ocupamos.

Usted me dirá: "Claro, pero ante la inseguridad en que vivimos... No puedo estar recibiendo a cualquier extraño con los brazos abiertos e invitarlo a entrar a mi casa"

Es muy cierto un análisis asi. Pero tenga en cuenta también que en el medio se encuentra el equilibrio. Y por lo tanto, no prejuzgue ante el aspecto o la situación. Trate de validar que realmente es un peligro, antes de actuar con el rechazo.